No uses productos para tu rostro antes de saber esto

Nuestra piel además de ser el órgano más grande del cuerpo humano, es también nuestra primera defensa contra virus, bacterias, polución y radiación solar. De ahí la importancia de conocerla, para así mismo saber que productos debemos usar para cuidarla. De acuerdo con esto, es importante aclarar que la piel del rostro es diferente a la piel del resto del cuerpo, debido a su frecuente exposición al ambiente externo.

Para el caso de la piel de nuestro rostro, existen 5 tipos de piel. Así que te explicaremos las características de cada uno y que cuidados debes tener para mantenerla en las mejores condiciones.


Tipo 1. Piel mixta













Se le llama así porque es una combinación de 2 tipos de piel, una seca y una grasa. Esta piel mixta presenta un aspecto brillante y tiende a desarrollar pequeñas impurezas, sobre todo en la llamada zona “T” (Frente, Nariz y Barbilla). En cambio la piel de la zona de las mejillas es entre normal y seca; esto va determinado por la genética de la persona y sus hábitos de alimentación y salud. En esta piel debemos mantener un equilibrio hídrico, ya que en la zona normal y seca suele tener menos hidratación.


Cuidados

  • Usa jabón neutro, ya que son menos agresivos y realiza movimientos circulares en la zona “T” cuando la laves; en las mejillas y en el resto del rostro lávate con movimientos ligeros o laterales.

  • Cuando vayas a retirar el jabón de la cara, evita usar agua muy caliente ya que esto te va a producir más sebo y también resacara la piel, en consecuencia se verá más envejecida. Por esto es mejor el agua fría.

  • Usa productos hidratantes y de preferencia que sean fabricados orgánicamente; como el agua micelar, agua de rosas o agua de Azahar y utiliza astringentes suaves.

  • Consume alimentos ricos en vitamina C y cremas que contengan esta vitamina, para evitar la flacidez de la piel.

  • Elige cosméticos libres de aceites.


Tipo 2. Piel Seca















Tiene un aspecto áspero y descamado, debido a que carece de hidratación y de lípidos (moléculas que conforman la grasa). Debido a esto es menos elástica y la sientes estirada e incluso en ocasiones tiende a picar, por eso se descama. Es muy delicada a los factores ambientales externos y por esto se irrita.

Cuidados

  • Consumir agua, entre 1.5 y 2 Lts. al día.

  • Utiliza cremas con factor protector de protección UV para protegerte del sol.

  • Usa productos ricos en aceites naturales, pues te van a hidratar y humectar la piel.

  • Si usas maquillaje, entonces cuando te desmaquilles es mejor hacerlo con agua micelar y tónicos sin alcohol. Y nuevamente te hago énfasis en recomendarte que sean de origen orgánico.

Tipo 3: Piel Normal















Es gracioso pero este tipo de piel normal, es la más extraña de encontrar, ya que la mayoría tenemos tendencia a ser de piel grasa o seca e incluso mixta. Esta piel se caracteriza por ser elástica, suave, tiene poros pequeños, con niveles de grasa normal y distribuida uniformemente en todo el rostro. Además resiste mejor el ambiente externo. Sin embargo debemos cuidarla para que siga luciendo más bonita.


Cuidados

  • Consume agua, la cantidad recomendada es entre 1,5 LT a 2 LT. Según tu peso

  • Usa cremas naturales, hechas lo más orgánicamente posible.

  • Usa un exfoliante 2 veces por semana, para remover impurezas y piel muerta.

  • Usa protector solar.

  • Cuando te apliques crema hazlo con un suave masaje para estimular la circulación.


Tipo 4: Piel grasa










La piel grasa tiende a producir más sebo (grasa) del necesario ocasionando la aparición de casos de acné esto puede deberse a la genética, el estrés y los cambios hormonales por los que debes aceptar que es una condición propia de tu cuerpo y por ende debes aprender a manejarlo, para que no se te convierta en un problema.


Cuidados

  • Siempre debes limpiar tu rostro en las noches. Principalmente quienes usan maquillaje deben hacer disciplinadamente esta limpieza. Para esta limpieza usa agua micelar o tónicos que remuevan grasa y maquillaje.

  • Al secar tu rostro debes darte suaves toques en el rostro en vez de frotarla con fuerza.

  • Se cuidadoso con tu alimentación, evita los alimentos muy condimentados (condimentos Y salsas procesadas), estos pueden causar irritación en tu piel.

Tipo 5: Piel sensible











Es más delicada frente a los factores externos del ambiente, como el viento, la radiación del sol o UV, la contaminación o el estrés. Esto se refleja en la piel de tu rostro, haciendo que la sientas más estirada, con picor y se vea sonrojada en algunas zonas. Incluso si sufres de alergia a ciertos alimentos, tu piel lo manifiesta con manchas rojas y picazón.


Cuidados

  • Si usas maquillaje, procura usar principalmente delineador de ojos, pestañina y brillo o humectante labial; ya que los demás tipos de maquillaje por tener que aplicarlos en todo el rostro, te pueden causar irritación.

  • Si usas base, busca que sea de origen orgánico y con conservantes naturales y úsala con moderación. Y ante cualquier reacción suspende el uso y acude a un médico.

  • Usa protector solar con un buen factor de protección; para esto se aconseja que sea entre 30 y 50. (Esto lo aconseja Sonia Lunder, analista sénior del grupo de defensa ambiental y científico principal de la guía Sunscreen 2017).

  • Limpia con frecuencia tu rostro, usando productos sin alcohol, sin aditivos químicos y que sean de fabricación natural. Aunque debes vigilar cómo reacciona tu piel a estos productos, pues aunque sean naturales, es normal que puedas sufrir de alguna alergia a alguno de sus ingredientes.


Tipo 6: Piel Madura











Este tipo de piel es típica en personas que se encuentran en una edad que va después de los 40 años. Aunque en varios casos, debido a malos hábitos de alimentos y de salud, se produce el envejecimiento prematuro. Esta piel presenta síntomas como: falta de elasticidad; esto lo puedes notar cuando pellizcas tu piel y esta no regresa rápidamente a su estado original, es reseca, no cicatriza bien e incluso puede tardar más tiempo de lo normal en hacerlo, tiene arrugas.


Cuidados

  • Usa cremas hidratantes para darle agua a la piel y productos humectantes para que le ayuden a retener el agua.

  • Usa protector solar para evitar manchas,

  • Consume Vitamina E y aplícala en tu piel ya que es un gran antioxidante natural. Por lo que ayuda a retrasar el envejecimiento.

  • Lleva buenos hábitos de alimentación, controla el consumo de alcohol y tabaco.

  • Duerme bien, la falta de sueño es un importante acelerador del envejecimiento.

Te agradecemos por tomarte tu tiempo y leer todo nuestro artículo, ya que fue un poco extenso, pero confiamos en que toda esta información te será muy útil y te ayudara a cuidar mejor de tu piel.


Esperamos que sigas visitando nuestra página y así puedas usar nuestros productos. Estamos seguros que te encantaran.


Agradecemos a las páginas www.nivea.com.co y a www.mejorconsalud.com de las cuales obtuvimos gran parte de la información que usamos para este articulo.








































6 vistas

SÍGUENOS

@SOULESSENCEPERFUMES

ESCRÍBENOS

318 327 17 19

317 368 61 13

ÚNETE A NUESTRA LISTA DE CORREO